468x60 Ads

lunes, 17 de septiembre de 2012

Amor y sexo



Hoy quiero mezclar dos vertientes mías, amor y sensualidad. Espero todo quede perfecto y al gusto de todos mis lectores. Poneros en situación, este texto es algo ambiguo y evoca todos los recuerdos y experiencias que se ajusten a lo que deseamos y queremos.
Una fecha marcada en el calendario, un día señalado que expresa el éxtasis que siento al pensar en esos primeros momentos de pasión en nuestros encuentros, esos momentos ocasionales donde cada movimiento era un escalofrió y cada mirada ardiente una quemadura de placer.

Esporádicos con un toque eléctrico que hacían estremecernos mientras todo empezaba a aflorar. ¿Lo recuerdas?

Poco a poco fueron pasando los días, los meses, el sexo pasional y desenfrenado dio paso al amor y a las caricias más tiernas y cariñosas. Un día te dije te quiero y no pudimos evitar fundirnos en un beso largo y húmedo donde las lenguas se anudaban y se perdían juntas.

Esa noche hicimos el amor por primera vez y fue perfecto, los dos unidos en uno bajo la luz de la luna que entraba por la ventana. Tu piel estaba excitada pero pronto quiso mas al probar mis labios mojados sobre ella. Tu cuerpo sabía a placer, un placer profundo e intenso que saboreaba con cada lengüetazo, con cada beso y con cada roce. Tu sexo sabia a fuego y pasión, se humedecía según pasaban los segundos pidiéndome que continuara con tu viaje al mundo de los deseos.

La noche fue larga y no quería acabar, estabas perfecta, sensual y evocadora, quería tu cuerpo y anhelaba tu corazón. Quería robarte sentimientos, ser el ladrón de tus besos y dejar que el sexo fuera nuestro sello perpetuo, una huella que dejar el uno en el otro. Exhaustos por lo conseguido abrazados bajo las sabanas de la noche y las estrellas que con un manto oscuro fueron nuestros testigos de la declaración de amor.

Me clavaste en mi corazón tus palabras y miradas, el brillo de tus ojos te delataba, estas enamorada, sentía esa herida dentro de mi pero era tan sabrosa y dolorosa me gustaba tanto esa sensación que me quede contigo para saber que podías darme.

Estamos en esa fecha marcada, mucho tiempo ha pasado y quiero recuperar amor, pasión, cariño, esperanzas, sueños, todo aquello que nuestras palabras dijeron por nosotros. Te he preparado esto, este es mi regalo en forma de expresión. Mis letras y mis ideas, mis manos y mis ojos, mi mente y mi alma, mi corazón y mi sangre.

A solas pensaras en aquello que quieras, el momento que más te guste y veras mi cuerpo en tu mente, pensaras en ese dulzor que tuviste dentro. Pensaras en el placer que mi cuerpo te brindo en una copa de plata. Te humedecerás al recordar los besos y susurros al oído con las palabras que te hacían volar, abrir las alas y saltar al vacío sin saber donde caerás, donde experimentar con tu cuerpo y sentidos.

De noche caeré sobre ti, en tus sueños seré vampiro y probare el perfume de tu sangre que brotará haya donde clave mis dientes. No podrás resistirte a mí, nunca pudiste en realidad, lo sabes desde el primer día, desde el primer beso. Llenare mi boca de tus bocados, no dejare caer una sola gota de ti, no desperdiciare el momento.
Ríndete no luches solo goza, agárrate a mi, prueba lo que yo te de. Un anuncio mas en tu cuerpo alumbrado por las estrellas, oteo tus pechos deslumbrantes redondos y perfectos, quiero tocarlos, rozar tu pezón ver como reacciona y reaccionar yo por ello. Quieres que este dentro de ti, que empuje todo lo que tengo en ti.
Deja que baje yo a tu sexo, que mis dedos se introduzcan en tu humedad y que tus flujos caigan por mis manos en un baño de placer por alcanzar el éxtasis. Gime, grita, muérdeme, aráñame pero no pares de sentir lo que te estoy dando.

Cierra los ojos piensa en todas esas veces que gritaste cuando mis travesuras te hacían no poder respirar. Recuerda lo que sentías cuando te faltaba el aire y me pedias que parase. Las veces que te mordías los labios en signo de tu disfrute y de el mio.

No puedes mas, pídemelo, deséalo, no basta con quererlo debes estar ansiosa por ello, te are sufrir mas y no podrás hacer nada al respecto. Esa imagen de mi haciendo lo que yo no te dejaba. Haciendo que tu mirada pase del deseo a la perversión, del placer a la lujuria. La quieres para ti pero yo la tengo en mis manos y no puedes intervenir.

Ven déjame que yo te abra la puerta, encuentra lo que buscabas, siéntate, siéntete atravesada por mi. Miras al cielo buscando la respuesta pero pronto miraras a la tierra porque tu pecado carnal esta contigo y lo tendrás que disfrutar.

Abrázame, unamos los cuerpos, la noche es larga pero no tendremos frio, yo te daré calor, sudaras gotas sensuales, probaras de mi tu sexo y el mio. Tenemos un fuego encendido entre los dos y se llama amor ardiente.

Déjame empujarte siente cada embestida, muerde la almohada para ahogar tu voz mientras mis sollozos derriten tus oídos, mientras el sonido del sexo se mezcla con todo lo que nos rodea. Mas morbo aun si puedes verme desde el espejo y te ves sodomizada por mi. Que placer más extraño, que mente más rara pero gimes al verte así y al sentirme.

Lo quieres ya, no ha pasado demasiado tiempo pero me quieres encima de ti, que salga de mí para el deleite de tu paladar y tu visión. Te excitas más que calientas mas ver como llega como sale, como ahora soy yo el que mira al cielo. Me miras con ojos brillantes, me quieres, quieres lo que tienes delante, amas lo que te doy. Me deseas por encima de los demás.

3 comentarios:

G. Marvall dijo...

Somos adictos a la sensualidad de los números impares

PurpleBlacker dijo...

Cada vez que lo leo me quedo sin palabras... que cantidad de sensaciones... Luv u

Anónimo dijo...

Increible Prime, muy bonito y erotico jiji

Publicar un comentario